Esa rosa blanca

Esa rosa blanca

Deja crecer a esa rosa blanca
y cual nieve sus pétalos regale;
es el jardín en donde aromas nacen,
que el viento lleva allá donde las flores,
no tuvieron presencia verdadera.
Tras de un muro de piedras de granito,
un jardín con cipreses que escapan,
es un vergel de rosas de vil plástico
que espera inerte, nuevas rosas cortadas.
Y aun más allá del muro de granito
hay un paisaje, que quema las entrañas,
hay piedras muertas que no tienen futuro,
en sus grietas habitan las torturas,
dicen que el sol abrasa hasta en la noche;
deja que el viento como la nieve esparza
pétalos blancos sobre una tierra amarga.

el 24/2/13 j.ll.folch
Licencia Creative Commons
Esa rosa blanca por j.ll.folch se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.
Basada en una obra en https://jllopart.wordpress.com/2013/02/24/esa-rosa-blanca.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.