Haikus y “parahaikus” del 30-6-16

Haikus y “parahaikus” del 30-6-16
1
Entre la niebla
es donde el horizonte
suele ocultarse.

2
Igual que el humo
se pierden entre el aire
las ilusiones.

3
Una mirada
es solo la palabra
hecha ya luz.

j.ll.folch

Licencia Creative Commons
Haikus y “parahaikus” del 30-6-16 por j.ll.folch se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.
Basada en una obra enhttps://jllopart.wordpress.com/2016/06/30/haikus-y-parahaikus-del-30-6-16.

Soneto: ¡Ay! libertad

¡ Ay ! libertad

¡ Ay ! libertad tan vieja y tan menguada,
¿Donde estarás mañana al despertar?
¿Donde estarás llegando la alborada,
En el desierto o quizás en la mar?

¡ Ay ! libertad, de llantos empañada
que la alborada da fe al despuntar,
por la mañana, trae su llegada
las gotas del rocío por contar.

Con luz del día se ha de contemplar,
la intransigencia a todo lo que deja
en saco roto errores por contar.

Cuando desnuda la vida se aleja
deja en el aire espacios por llenar;
-La libertad inmóvil tras la reja-

30/6/16  j.ll.folch

Licencia Creative Commons
¡Ay! libertad por j.ll.folch se distribuye bajo unaLicencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.
Basada en una obra enhttps://jllopart.wordpress.com/2016/06/30/soneto-ay-libertad.

Soneto: El leve centelleo

El leve centelleo

En el jarrón quedó seca la rosa,
y se marchó con ella todo aquello,
que trajo el verso y la encendida prosa,
se quedó atrás aquello que fue bello.

No alza el vuelo la frágil mariposa,
solo se oye de lejos un resuello,
que el viento arrastra de forma tortuosa,
como testigo, es firma, ese es su sello.

De cada estrella el leve centelleo
recuerdo es hoy, de aquello tan lejano,
la juventud, la escuela, y el recreo.

El primer beso, la inocente mano,
en cada estrella un único deseo
de todo aquello que hubimos cercano.

29/6/16 j.ll.folch

Licencia Creative Commons
El leve centelleo por j.ll.folch se distribuye bajo unaLicencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.
Basada en una obra enhttps://jllopart.wordpress.com/2016/06/29/soneto-el-leve-centelleo.

281

281

Al fin detrás del sueño
llegará la alborada,
esa luz de denuncia
del más pequeño fallo,
los detalles que alcanzan
hasta el mismo horizonte,
los días de desahucio,
las noches que no cuentan,
las empinadas cuestas
de las calles sin nombres,
los ríos y los valles
entre cumbres ocultos.
¿Cuantas veces el hombre
podrá tener en cuenta
todo aquello que observa
detrás de cada sueño?

28/6/16 j.ll.folch

Licencia de Creative Commons
251 by j.ll.folch is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra enhttps://jllopart.wordpress.com/2016/06/28/281.

Soneto: Sin tu nombre

Sin tu nombre

Sin tu nombre, serían las auroras
el inicio de los días ajados;
el inicio de las malditas horas
de los días de fríos ahogados.

Sin tu nombre, las olas rompedoras
serían esas aguas estancadas,
esas aguas de muerte vencedoras,
reflejando las últimas miradas.

Sin tu nombre, sería el cielo solo
un lugar desprovisto de sentido,
un absurdo lugar reino del dolo.

Sin tu nombre, sería incomprendido
el gusto amargo del mismo vitriolo,
o el silencio de todo lo perdido.

26/6/16 j.ll.folch

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

Haikus y “parahaikus” del 22-6-16

Haikus y “parahaikus” del 22-6-16

5
La falsedad
se construye a menudo
con exigencias.

6
Sobran las letras,
en cuando los números
se hacen visibles.

9
Fue tan tacaño,
que tan solo escribía
medias palabras.

j.ll.folch

Licencia Creative Commons
Haikus y “parahaikus” del 22-6-16 por j.ll.folch se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.
Basada en una obra enhttps://jllopart.wordpress.com/2016/06/22/4704.

Soneto: Paseo nocturno

Paseo nocturno

Hay en el mar estrellas que no brillan,
y en las olas espumas que no pesan.
Hay humildad en quienes se arrodillan,
como delirios que a otros les apresan.

Paisajes hay que a todos maravillan,
lugares hay que ríos atraviesan,
y hay deseos que cándidos nos pillan,
con rocíos que nuestros labios besan.

Hay en el cielo estrellas que llamean.
en plena noche enseñan su sonrisa
a esos duendes que de noche pasean

Regala el mar su tan amable brisa,
bajo la luna los silencios crean
a ese mundo que la noche improvisa.

21/6/16 j.ll.folch

Licencia Creative Commons
Paseo nocturno por j.ll.folch se distribuye bajo unaLicencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.
Basada en una obra enhttps://jllopart.wordpress.com/2016/06/22/soneto-paseo-nocturno.