Soneto: Retorno

Retorno

Solitario el lugar donde me hallo,
no se escucha el rumor que se sentía,
no corre ni la brisa que corría,
y en el amanecer no canta el gallo.

Testigo es esa huella de un caballo,
sobre la tierra gris pesada y fría,
todo apunta a pensar que antes había,
como otra realidad que intuyo y callo.

Hoy esta soledad lo envuelve todo,
el silencio profundo me devuelve,
junto una realidad que se disuelve.

Que lento y que tranquilo me acomodo
a ese todo que es nada y que me envuelve
entre esa tierra mía que me absuelve.

10/2/20 j.ll.folch

Licencia Creative Commons

Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 4.0 Internacional.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .