Tanka 215

Tanka 215

Decidir si o no
hace que el azar venza,
al cien por cien;
mientras que aquel que apuesta
solo llega al cincuenta.

23/10/17  j.ll.folch

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

Anuncios

Soneto: No puedo mantenerme indiferente

No puedo mantenerme indiferente

No puedo mantenerme indiferente,
de aquello que supone ser esclavo,
desde un hombre, hasta otro hombre que no siente,
clavarle allá en la cruz un nuevo clavo.

No puede ya evadirse el que presiente,
en que nada al final se lleve a cabo,
que todo se destruya sin que cuente,
pasar a ser primero siendo octavo.

Se puede desde luego evidenciar,
que todo permanece sumergido,
que nada así se puede criticar.

Se sabe con certeza, aquel que ha sido,
quien frena al que se pone a caminar,
sin duda habrá de ser un mal nacido.

23/10/17 j.ll.folch

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

Soneto: Aquellos que en ti vierten a sus iras.

Aquellos que en ti vierten a sus iras.

¿Es posible vivir de las mentiras,
quien sabe que tan solo es una chanza
la jerga del rumor, cuando te alcanza,
de aquellos que en ti vierten a sus iras?

Basta reconocer lo que tú tiras,
que a veces se recoge con confianza,
cuando solo es el palo de una lanza
que es leña que ha de arder en grandes piras.

Mañana tu te irás con la esperanza,
de aquel que ya ha sembrado las semillas,
y espera que germinen en bonanza.

Mañana llevarán sacos de astillas,
aquellos que su vista nunca alcanza,
en juzgar si es que son mesas o sillas.

22/10/17 j.ll.folch

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

Soneto: Belleza fría

Belleza fría

¿Quién puede más que yo el idealizarte,
alzarte sobre el mundo que nos mira,
tocar esa belleza, la que inspira,
poder tenerte cerca y alcanzarte?

¿Quien puede todo efecto a ti negarte?
La rueda de la vida mientras gira,
arrastra alrededor al que suspira,
creando en realidad un mundo aparte.

¿Quién tiene de tu altura la medida?
¿Aquel que de ti tiene tu valía,
o aquel que en tu presencia todo olvida?

Tan solo puede ser la cobardía,
de aquellos que faltando valentía,
no observan mas que en ti la muerte fría.

22/10/17 j.ll.folch

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

Soneto: El señuelo

El señuelo

Por fin cayó la sombra desde el cielo,
encima de la estepa calcinada,
¿Porqué quebrantó el prójimo el anhelo
de aquellos que tuvieron poco o nada?

Mañana ha de arrastrar el mundo el duelo,
de cuanto todo el hombre en el degrada,
mañana picarán en el anzuelo,
los peces que escaparon de la riada.

Y cuando se estremezca todo el suelo,
el hombre temblará por tal llegada,
objeto vendrá a ser de su señuelo.

Objeto del desdén, obra trucada,
de aquellos que siguiendo su modelo,
son víctimas al fin de su pisada.

21/10/17 j.ll.folch

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.