1581 Alegrías

1581 Alegrías

Hoy gobierna la indecencia
y mañana la indolencia.

3/12/19 j.ll.folch

Licencia Creative Commons

Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 4.0 Internacional.

Soneto:Tus dibujos fueron siempre abstractos (Nadie te ha entendido)

Tus dibujos fueron siempre abstractos
(Nadie te ha entendido)

No cuidas tu jardín como es debido,
ni guardas la mesura de tus actos,
ni cumples las promesas de tus pactos,
ni pagas todo lo que te has bebido.

Dirás luego que nadie te ha entendido,
que tus dibujos fueron siempre abstractos,
desprende tu obra pútridos extractos,
con ellos te mereces ser ungido.

No puede pues tu obra ser primera,
en obtener el premio del esmero;
dejaste tu jardín y el jardinero.

No puedes pretender que en primavera
de flores tu jardín, como el primero,
pues en el tú sembraste el desespero.

2/12/19 j.ll.folch

Licencia Creative Commons

Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 4.0 Internacional.

Soneto: Desprecios

Desprecios

Desprecias la alegría del color,
y asumes con paciencia la indolencia,
mañana buscarás si está el honor
presente, donde se halla la conciencia.

Desprecias la belleza de una flor,
y asumes del mal tiempo la inclemencia,
no busques de brasero su calor,
y busca por donde anda la inocencia.

Mañana perderá todo el sabor,
el plato que ante ayer te prepararon,
que lo repitan ruega por favor.

Los días más felices se marcharon,
los días de verano, y el calor,
se fueron por los fríos que llegaron.

19/12/1 j.ll.folch

Licencia Creative Commons

Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 4.0 Internacional.

Soneto: El lado oscuro

El lado oscuro

Hoy vive la verdad en el destierro,
y vive la bondad entre morralla,
que poco valor tiene quien se calla,
mayor dignidad tiene cualquier perro.

Hoy vive la esperanza en el encierro,
y pesa como el plomo la quincalla,
quizás tendrá mañana una medalla,
el mismo que tendrá “simpar” entierro.

El barco a la deriva, cuando encalla
es que encontró al final puerto seguro,
exigua la victoria del que falla.

No hay puerta a franquear, tan solo un muro
se opone al albedrío, esa pantalla
oculta tras de si su lado oscuro.

30/11/19 j.ll.folch

Licencia Creative Commons

Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 4.0 Internacional.